Mesa informativa de ADABE en IX Congreso de Estudiantes de Psicología

  • 0
ADABE_en_IX_Congreso_Psicología_UMH

Mesa informativa de ADABE en IX Congreso de Estudiantes de Psicología

ADABE participando en las jornadas  “Una llave al interior”
La Asociación de Anorexia y Bulimia de Elche participando en las jornadas
“Una llave al interior” / Inmaculada González

“La anorexia tiene cura”

 Así de contundente y positivo es el mensaje que lanzó Paco Cerezo, presidente de la Asociación de Anorexia y Bulimia de Elche (ADABE), en las jornadas “Una llave al interior” de la Universidad Miguel Hernández de Elche celebradas los días 25, 26 y 27 de abril.
Todos los años la Universidad Miguel Hernández de Elche organiza unas jornadas con los alumnos de 5º curso de Psicología donde tratan diversos problemas psicológicos muy difíciles de detectar por la sociedad. La finalidad es transmitir toda la información posible para prevenir estos trastornos así como el protocolo a seguir cuando se detectan los primeros síntomas.

Los Trastornos de la Conducta Alimentaria (TCA) son muy complicados para detectar tanto para las personas cercanas de la que lo padece como para los médicos y, por tanto, este tema fue un punto clave en las jornadas. 
El edificio Altabix de la Universidad Miguel Hernández puso a disposición de diferentes asociaciones colaboradoras un espacio en el que colocar stands para ofrecer información y atender a todos aquellos que lo precisaran. 
ADABE, por tercer año consecutivo, participó y ofreció información sobre la Asociación y los Trastornos Alimentarios como la anorexia o bulimia. El presidente de la Asociación hizo mucho hincapié en que la anorexia tiene cura pero que precisa un tratamiento muy especializado y que, por eso, siguen luchando por conseguir un centro de día “que mejore la calidad de vida de las enfermas pero, sobre todo, que les salve la vida”. 
Ante la falta de medios sanitarios para tratar este tipo de trastornos y su detección, la asociación ilicitana que cuenta con psicólogos, nutricionistas y trabajadores sociales, continua ayudando a familiares y enfermos a través de sus profesionales, talleres y actividades.

Asimismo, reitera la importancia de tomar conciencia de la enfermedad para una rápida prevención y detección, ya que un 10% de las personas que padecen un TCA fallecen por falta de atención especializada. 
Frente a estos datos la solución está en la creación de un centro de día donde poder atender a los afectados por un TCA y continuar un tratamiento psicológico fuera del hospital, imprescindible para superar la enfermedad. 
Uno de los logros que ha obtenido la nutricionista de la asociación, Beatriz Vives, ha sido formar parte de “Centro Uno” del hospital Perpetuo Socorro de Alicante, que abrirá esta unidad específica para trastornos de la conducta alimentaria el día 2 de mayo.
Por Inmaculada González – Prensa – Voluntaria ADABE

Leave a Reply